TuSermon.com
Predicaciones - Sermones - Estudios Biblicos - Reflexiones Cristianas
INICIO
SERMONES Y PREDICACIONES
SERMONES DE USUARIOS
ILUSTRACIONES PARA SERMONES
BOSQUEJOS DE SERMONES
HOMILETICA
HERMENEUTICA
PREDICADORES
DEVOCIONALES
VIDEOS
MAS PREDICAS
 
MUSICA CRISTIANA
SIGUEME NETWORK
INFOSIGUEME
PREDICAS.CO
Las trompetas de Dios
Predicas de Pastor Orlando García
 

Hay muchos pasajes en la Biblia que hablan de nuestra responsabilidad de predicar el evangelio. En Isaías 58:1, Dios le dice al profeta:«...Clama a voz en cuello, no te detengas; alza tu voz como trompeta, y anuncia a mi pueblo su rebelión, y a la casa de Jacob su pecado...»

Voz de trompeta

Desde la antiguedad Dios ha exhortado a sus siervos a predicar con claridad y valor el mensaje que recibían. Con tono imperativo ordenó: «...alza tu voz como trompeta...»

La trompeta es un instrumento que emite un sonido claro, profundo, estridente, que llega a distancia. Y fue muy importante para Israel.

El toque exacto

Después de dos años al pie del monte Sinaí y cuando Moisés organiza la marcha de las tribus por el desierto, el Señor le habla, diciendo: «...Hazte dos trompetas de plata; de obra de martillo las harás, las cuales te servirán para convocar a la congregación, y para hacer mover los campamentos....» Números 10: 1 al 10.

Dios le ordena que haga dos trompetas que solo debían tocar los sacerdotes: «...Y los hijos de Aarón, los sacerdotes, tocarán las trompetas...»

También le enseña, que para no confundir al pueblo, debía haber un toque exacto para cada situación: a) Convocatoria al pueblo, «...Y cuando las tocaren, toda la congregación se reunirá ante ti a la puerta del tabernáculo...» b) Convocatoria a los líderes, «...Mas cuando tocaren solo una, entonces se congregarán ante ti los príncipes...» c) Llamado a las fiestas: «...Y en el día de vuestra alegría, y en vuestra solemnidades, y en los principios de vuestros meses, tocaréis las trompetas sobre vuestros holocaustos...».

Estimado consiervo. Somos los sacerdotes de nuestro tiempo, y el Espíritu nos esta diciendo otra vez: «...alza tu voz como trompeta...»

Debemos predicar la palabra. Y alzando nuestra voz vendrán palabras de consolación, de ánimo, de regocijo y de fiesta cuando sea el momento.

Pero cuidado con transitar solo por la vereda del "todo amor", o "todo gracia".

Un mensaje equilibrado tendrá también una palabra de advertencia, de denuncia del pecado, de llamado al arrepentimiento, y a la búsqueda genuina de Dios.

¿Porque digo esto? Porque si bien había toques de exactos de convocatoria, también había un TOQUE DE ALARMA: «...Y cuando tocareis alarma, entonces moverán los campamentos...», y luego dice: «...Y cuando saliereis a la guerra en vuestra tierra contra el enemigo que os molestare, tocaréis alarma con las trompetas...»

¡Que tremendo! Cuando el peligro acechaba había un toque de trompeta diferente, en donde todo el pueblo debía moverse, de un lado a otro, según el toque de trompeta , y lo mas impresionante es que cuando sonara ese toque de alarma, Dios le prometió a Moisés: «...y seréis recordados por Jehová vuestro Dios, y seréis salvos de vuestros enemigos...» Gracias Señor por esos toques de trompeta.

El toque incierto

El ejemplo de las trompetas fue usado por el apóstol Pablo: «...Y si la trompeta diere sonido incierto, ¿quien se preparará para la batalla?...» 1º Corintios 14: 8. Si bien en esta ocasión se refiere al hablar en lenguas, al citar el ejemplo de las trompetas,¿que tiene en mente Pablo?

Como buen judío conocía que los sacerdotes de Israel no podían dar un sonido incierto al momento del toque de trompeta. No podían mezclar el sonido de convocatoria y de alarma. Tenían que tener un sonido claro.

En estos tiempos de confusión, se están escuchando muchos sonidos inciertos en cuanto al mensaje del evangelio.

Es verdad que debe haber toques de trompeta de convocatoria a fiestas. Como por ejemplo, a nuestras convenciones. Sin embargo, ¿es todo fiesta en el evangelio? Dios esta procurándose sacerdotes que cuando tienen que predicar fiesta, gozo y alegría, lo hagan.

Pero cuando tienen que dar alarma tomen la palabra con libertad, hablen de arrepentimiento, denuncien el pecado y no prediquen un acomodado "todo esta bien" sino que emitan el sonido claro de Isaías 58: «...anuncia a mi pueblo su rebelión...» Israel usó el toque de alarma en tiempos de crisis y decadencia nacional. Joel 2:1 dice: «...Tocad trompeta en Sion, y dad alarma en mi santo monte...»

Había venido juicio sobre la nación. La oruga, el saltón, el revoltón y la langosta habían comido las cosechas y la sequía había terminado con lo poco que quedaba. Entonces hubo un toque de trompeta con voz de alarma.

Y luego vino otro toque de trompeta con voz de convocatoria: «...Tocad trompeta en Sion, proclamad ayuno, convocad asamblea. Reunid al pueblo...» Joel 2:15 y 16

¡Que tremendo! En medio de la crisis, el hambre, la miseria, la decadencia y el dolor, el profeta Joel emitió un SONIDO CLARO EN SU MENSAJE, y tuvo éxito!!!, porque mas adelante declara: «...Y Jehová, solícito por su tierra, perdonará a su pueblo...» Joel 2:18.

Para esto nos ha llamado Dios. Para dar un toque con sonido cierto en la hora que vivimos, en donde el sonido de muchas trompetas es tan incierto que ya no se sabe lo que es la reprensión y el arrepentimiento.

Mucha gente se mueve de Iglesia en Iglesia buscando "cosas lindas" o "novedosas" donde no se predica como se debe predicar y no se llega al fondo de las almas con una genuina palabra de Dios.

Clamemos al Señor diciendo "...Señor, necesito tener el oído afinado...., necesito tener el corazón sensible...PARA QUE MI MENSAJE NO TENGA UN SONIDO INCIERTO...."

Trompetas de Dios

El profeta Ezequiel vivió esta experiencia: (Ezequiel 3:16 y 17). «...Hijo de hombre, yo te he puesto por atalaya a la casa de Israel; oirás pues, tu la palabra de mi boca, y los amonestarás de mi parte...»

El atalaya era un vigía puesto en una torre y debía estar velando por la ciudad.

Dios desea que nosotros, los que predicamos la palabra, tengamos un alto nivel espiritual, a traves de la oración, el ayuno y la búsqueda de Dios, pero ¿queremos oír realmente la palabra que sale de la boca del Señor?. Tenemos que avanzar día por día y emitir un sonido claro en esta hora de confusión. Tiempo en donde muchos predicadores hablan mas de prosperidad que de arrepentimiento.

Ezequiel tenía prohibido mezclar el mensaje: «...Cuando yo dijere al impío: De cierto morirás, y tú no le amonestares de mi parte.....el impío morirá por su maldad, pero su sangre demandaré de tu mano...»

Un día tendremos que dar cuenta. No pretendamos ser "mas buenos que Dios". Solamente El es bueno, y nos ha dado una trompeta, para que emitamos un sonido claro, terminante y profundo.

No queremos ser censuradores, legalistas o estar solamente con el látigo en la mano. Ni ser tan conservadores que solo transitaremos una vereda. Pero tampoco queremos ser de aquellos que están dando el dulce constantemente. Debemos hablar de la misericordia, el amor y aún de la prosperidad, pero también del juicio, la condenación, el infierno y la ira de Dios.

Nuestro mensaje necesita equilibrio. El toque de trompeta debe ser claro. El mismo Jesús cuando se despide de sus discípulos les dice: «...El que creyere y fuere bautizado será salvo, mas el que no creyere será condenado...» Marcos 16:16

Trompetas de la hora final

El mundo avanza hacia el ecumenismo y a la formación de una única religión mundial y el sonido incierto esta creciendo.

Debemos clamar a Dios para que el toque de trompeta sea claro en la enseñanza y en la tarea evangelística. Pablo a Timoteo le dice:«...que prediques la palabra; que instes a tiempo y fuera de tiempo; redarguye, reprende, exhorta con toda paciencia y doctrina ...» 2da de Timoteo 4:2.

El mundo está lleno de religiosidad y falsas doctrinas. Pablo se lo anticipó a Timoteo. «...Porque vendrá tiempo cuando no sufrirán la sana doctrina...».

Hay predicadores que están distorsionando el mensaje y vendiendo "amuletos evangélicos". Tenemos que estar alerta, para no ser tentados: «...Porque hay muchos contumaces, habladores de vanidades y engañadores.....que trastornan casa enteras, enseñando por ganancias deshonestas lo que no conviene...» Tito 1: 10 y 11.

El toque de trompeta debe ser claro. Y con el tiempo es el que produce mejores resultados, ¿sabe porque? PORQUE ES EL QUE TIENE EL RESPALDO DE DIOS.

En los tiempos de Nehemías, el mensaje claro de Esdras y los levitas trajo un avivamiento en el pueblo: «...Y los levitas...hacían entender al pueblo la ley...Y leían en el libro de la ley de Dios claramente y ponían el sentido....porque todo el pueblo lloraba oyendo las palabras de Jehová...» Nehemías 8: 7 al 9.

¡Que tremendo! La palabra enseñada trajo quebrantamiento, arrepentimiento y humillación. ¿Podemos creer que nuestro mensaje podrá despertar las almas? Yo lo creo con todo mi corazón. Debemos tener un sonido claro, para que hombres y mujeres se conviertan al Señor, y los creyentes sean edificados y guiados a la victoria.

Así estaremos pertrechando un pueblo fuerte y poderoso para la batalla como dice Joel: «...Y Jehová dará su orden delante de su ejército....fuerte es el que ejecuta su orden...» Todos deseamos pertenecer a ese ejército celestial.

La gran voz de trompeta

Cuando el apóstol Juan relata la visión que tuvo en la isla de Patmos, dice: «...Y oí detras de mí una gran voz como de trompeta....» Apoc.1:10 al 13.

¡ERA JESUCRISTO MISMO! Su voz es como de trompeta, y aunque no la podemos percibir estridente, llega a lo mas profundo de nuestros corazones. Porque:

¿quien puede resistir la voz del Señor?

Y luego continúa: «...y vuelto, vi siete candeleros de oro...», los que estudiamos la Biblia sabemos que los siete candeleros representan a la Iglesia de todos los tiempos. Y,

¿quien está entre los candeleros?«... y en medio de los siete candeleros, a uno semejante al Hijo del Hombre...»

Estimado hermano, ¡Jesucristo es la gran voz de trompeta! Por eso, la Iglesia de todos los tiempos debe tener un mensaje como de trompeta, porque es el sonido que viene del mismo corazón de Dios por causa de Jesucristo.

Hoy Jesús está en su Iglesia, reclama que nuestra voz sea como de trompeta , y nos vuelve a decir, por el Espíritu: «...Clama a voz en cuello, no te detengas, alza tu voz como trompeta...» para que anunciemos todo el consejo de Dios, y mas que nunca que CRISTO VIENE YA. Amén.

Pastor Orlando García

 

 

AGREGA TUS SERMONES, REFLEXIONES, ILUSTRACIONES O ESTUDIOS BIBLICOS AL NUEVO SITIO DE TUSERMON.COM


PREDICAS Y PREDICADORES

Predicas y Predicaciones de Cash Luna
Predicas de Dante Gebel
Predicas de Marcos Witt
Predicas y Predicaciones de Guillermo Maldonado
Predicas y Sermones de Juan Carlos Ortiz
Predicas y Mensajes de Max Lucado
Predicas y Estudios biblicos de R.C Sproul
Predicas y Sermones de John Piper
Predicas y Sermones de Armando Alducin
Predicas y Sermones de Charles Stanley
Predicas de Joel Osteen
Predicas y Mensajes de Joyce Meyer
Predicas de Chris Richards
Predicaciones y Sermones de Rick Warren
Predicas y Sermones de John Osteen

Más Predicadores


SIGUEME NETWORK | MUSICAGOSPEL.COM | TUSERMON.COM | PREDICAS.CO | JUGUEMOSJUNTOS.COM | SIGUEMEMAS.COM